Música Ballardiana para un Club Nocturno Vacío

“Elementos que hacen pensar única y exclusivamente en J.G. Ballard: piscinas vacías, construcciones deshabitadas, desiertos y clubes nocturnos donde suena música, pero no hay nadie escuchando… ¿Y cuál es la música que suena? Digamos que en ese club nocturno ubicado en medio del desierto, sobrevolado por aviones bombarderos, y a donde llegaríamos siguiendo las pistas que nos deja un camino de jeringas hipodérmicas vacías, sonaría música ballardiana… “

 

Para antes de cerrar por vacaciones, no se me ha ocurrido nada mejor que dejar encima de la mesa de trabajo, a disposición de todo el maravilloso público que nos sigue, una serie de escuchas frescas (son del primer semestre de este 2016, y son bastante gélidas) de modesta música ballardiana hecha aquí (hay algo de fuera, poca, pero editada originalmente en Hispania), para afrontar el duro verano que estamos padeciendo en estos momentos. 

Magnífica nueva música sacada de Bandcamp, la Nueva Babilonia del siglo XXI. Disfrutadla, es mi cuaderno de actividades veraniegas pasivas (sólo tendréis que poner una equis imaginaria antes de pasar a la siguiente grabación si lo intentáis hacer entero) para estas vacaciones estivales que están al caer. Para los más vagos hay un resumen, en modo playlist, de más fácil asimilación, así que cada uno elija lo que más le plazca según sus propias carencias.

Luciano Alvarez