Medusa

 

Medusa Music Una Odisea Digital

Un período donde reinó el secano o el barbecho, no habían otras opciones. Medusa Music fue otro de los nidos de francotiradores de aquellos días. Subsello de Tsunami Music, fue un rara avis electrónico notable (grababan música abstracta, nada bailable, áspera, incómoda, bella… todo a la vez) que funcionó entre 2002 y 2009 en plena semiclandestinidad (aunque aún nadie se ha dignado a firmar su certificado de defunción). Hablamos con Juanjo Alba, uno de los dos jerifaltes del sello, que sumó además su papel de artista a la hora de tirar adelante este interesante proyecto. Éste es el Expediente X de Medusa contado en primera persona.

 

¿Cómo nació la idea de montar un sello?

Todo nace de la iniciativa de Francesc Martí, conocido musicalmente como RMSonce. Tengo la suerte de conocerlo desde hace muchos años. Es matématico y músico (pianista), así que obviamente es un tipo muy peculiar, y tengo la suerte de que además es un gran amigo. Creo que en su cabeza en lugar de escuchar voces escucha ruidos, pero lo más espectacular es que son armónicos. Así que se puso manos a la obra para poder expresarlos. Rápidamente su trabajo fue escuchado, valorado y reconocido, de tal manera que fue llamado por la organización del Sónar para que hiciera un show en la edición de 2002. A sus actuaciones hay que sumar la necesidad de hacer más público su trabajo, por lo que decidió hacer un álbum en formato cd, y editarlo. Aquí se suma otro gran amigo común, David Velasco. Por aquel entonces era el ‘capo’ del sello barcelonés Tsunami Music, que gozaba de un gran respeto y posición a nivel nacional e internacional en la escena más indie. Entre los dos gestaron la creación de un subsello de Tsunami, que sería Medusa, un sello donde RMSonce pudiera divulgar su trabajo, y que además diera cabida a más proyectos interesantes que compartieran la ilusión por crear experimentos sonoros y musicales. Fue además Francesc quien personalmente me animó a publicar mi disco de eLECTRÓNICA dISCRETA en Medusa, y me convenció para que gestionáramos el sello Medusa entre los dos. Durante el tiempo que estuvimos activos publicamos proyectos que han sido reconocidos, incluso internacionalmente, como el propio RMSonce, especialmente, Matter, P_NA y eLECTRÓNICA dISCRETA.

Escuchando lo que sacásteis se ve claramente que era una intentona arriesgada. ¿Crear un sello de música electrónica, que además sea 'diferente' (el sello y la música), no es demasiado suicida?

Cuando arriesgas cualquier cosa con la intención de conseguir algo con expectativas muy altas, un proyecto como éste sí que hubiera sido suicida, pero la verdad es que nuestra intención sólo era facilitar a quién quisiera un medio para poder expresarse, pero un medio que era un sello con cara y ojos, reconocido y apoyado por Tsunami, y eso sólo ya nos abría puertas, y nos conseguía respeto. El resto era cosa nuestra. Creíamos en la acción individual con el respaldo del sello, y todo ello sumaba en beneficio de todos. Durante una época los esfuerzos eran conjuntos, editamos, repartimos y promocionamos un cd sampler del sello, música y vídeo, sobre todo para promoción de conciertos fuera de España. Nuestra forma de vida no dependía del sello, no somos profesionales de esto, y nunca creímos que pudiéramos serlo, sólo era pasión. Necesitábamos, necesitamos, hacerlo. Como la única pretensión era promocionar nuestros trabajos, empezando desde cero nunca podías perder. Siempre, por muy poco que fuera, era crecer, y no me refiero económicamente. Jamás ganamos un duro (euro) y jamás pedimos dinero a nuestros artistas. Lo único que podíamos perder era prestigio, pero siempre intentábamos que todo fuera muy honrado y que significase algo. Y prueba de ello es que jamás tuvimos ninguna mala crítica de nada, nadie habló de nosotros de manera negativa, ni en términos de desprestigio, y por todo lo que yo sé siempre estuvimos bien considerados.

¿Qué cabía en Medusa? ¿Era un estilo predominantemente cerrado o no dio tiempo a ver más cosas diferentes?

Nunca pensamos en gestionar el sello de manera cerrada o intransigente. Por estilo fue un sello abierto, cualquier tipo de iniciativa era bienvenida. De hecho es más difícil explicarlo porque todo surgía con naturalidad, era muy espontáneo. Nos llegaban muchas propuestas, y eran escuchadas. Pero claro, debíamos primero entender que eran coherentes al sello, y después los artistas debían tener una actitud acorde con la nuestra. Me explico. El primer paso siempre fue seleccionar si el proyecto tenía cabida en el sello. Esta afirmación mal entendida puede llevar a equívoco. No seleccionábamos la calidad del proyecto, nosotros no somos jueces, tan sólo que la forma y el contenido fueran honrados, que tuviera algún tipo de significado y que de alguna manera transmitiese algo, más o menos trascendental, pero algo. Obviamente había un filtro, determinados estilos musicales no eran contemplados, ya que no era la plataforma adecuada, tanto por espíritu como porque no seríamos nunca el tipo de vehículo de promoción, ni adecuado, ni el que podían esperar, pero repito, nunca juzgábamos. Y por otra parte, con los artistas con los que contactábamos después debían entender que era un sello donde cada uno luchaba por sí mismo, y que compartíamos la información y progresos para luchar y crecer por todos. Era algo difícil y complicado encontrar proyectos que reuniesen ambos condicionantes. Por supuesto que por el cese de la actividad no dio tiempo para ver algunas cosas más o menos diferentes.

Háblame un poco de las 4 referencias que llegásteis a sacar.

En realidad son 7 referencias, entre 4 artistas, eso sí. El sello nació con la edición del primer trabajo de RMSonce, [Opus e], en el año 2002. Un par de años más tarde Francesc (RMSonce) y yo ya empezábamos a tener algunas conversaciones sobre ese gusto musical/sonoro y fórmulas de creación y manipulación, así como herramientas, sobre todo analógicas/eléctricas. Y poco a poco fuimos acercando posturas e intereses. El segundo trabajo de RMSonce, The Game Of Life (2005), fue sin duda el nacimiento de todo después de esa gestación. Primero mezclamos el disco de manera completamente analógica, en un estudio excepcional, uno de los mejores de toda España, y con outboard de primera analógico, concretamente lo hicimos en  HYPERLINK "https://www.grabacionessilvestres.com/" \n _blankGrabaciones Silvestres, que era el estudio donde yo trabajaba, ya que de profesión soy técnico de sonido. La mezcla fue muy visceral, casi como si fuera r'n'r, pero guardando el balance musical y armónico de la suma de todas las pistas. Después de esto decidimos además que forma tendría la primera colaboración, y se concretó en las actuaciones de RMSonce. Para las presentaciones en vivo yo aparecía con Francesc sobre el escenario, y ejecutábamos un auténtico show de manipulación sonora. Objetivamente (todo lo que puedo), y con el paso del tiempo, creo que era un auténtico espectáculo, y en muchas cosas precursor de lo que hacen hoy otras figuras de nuestro panorama. Creo que llegamos a influir en algunos de nuestros espectadores. Así que el resto es fácil de imaginar. Yo ya tenía mucho material recopilado por mí, y muchas horas de experimentos y sonidos. Sólo tuve que ordenarlo, recomponerlo y decidir qué formaría mi primer trabajo como eLECTRÓNICA dISCRETA, que lo editamos en 2006. Poco después conocimos a Guillermo en Madrid, alias MATTER. Lo que más me llamó la atención, musicalmente hablando, es que tras su apariencia física, más cercana al trash-metal, se escondía un auténtico artista en muchas facetas, MATTER es sólo una de ellas. Era muy fácil que su trabajo nos sedujera, además de experimentar es un gran músico, con mucha formación, y una excepcional persona. Aunque no mantenemos un contacto habitual le tengo mucho cariño. ¡¡¡Así que no recuerdo si nosotros se lo propusimos o nos lo propuso él a nosotros!!! pero algo más tarde se unió a nuestra aventura. En cuanto a P_NA, pues algo parecido, pero en Barcelona. De alguna manera ya pertenecía a nuestro entorno, y tenía experiencia en la escena electrónica. Desarrolló este nuevo proyecto y nos propuso asociarnos. Finalmente en el año 2009 lanzamos la que fue nuestra última referencia, el disco de RMSonce Reflections. En ese momento no podíamos imaginar que sería la última, pero visto con distancia creo que si debíamos de cesar en nuestra actividad ningún trabajo mejor para hacerlo. Pienso que es un trabajo excepcional, y está a la altura de los mejores artistas sonoros de todo el mundo. Si fuese alemán, austriaco o americano probablemente sería un personaje mucho más valorado y cotizado. Lo dicho, es el final perfecto.

¿Hubo algo de repercusión internacional o Medusa nunca salió fuera?

Bueno, lo intentamos, pero no tuvimos repercusión importante. Empezamos a movernos en esa dirección poco antes del cierre del sello. Enviamos una propuesta para hacer una mini gira conjunta entre RMSonce y eLECTRÓNICA dISCRETA por Japón, y conseguimos cuadrar varios lives, es decir, que fue bien recibida, pero por motivos profesionales debimos cancelarla. Como eD, por mi parte, tuve una serie de conciertos por Ucrania. Ya sé, algo raro, pero era una aparición especial. En realidad hice una gira como músico de una artista ucraniana residente en Barcelona, y como parte del concierto, al final hacía un pequeño set de unos treinta minutos. También realicé un concierto en Berlín, y de paso algunas tiendas especializadas se quedaron con algunas copias de nuestros discos, entre ellas Staalplaat, que quedaron encantados. Tuvimos buenas vibraciones cuando intentamos dar el salto al 'exterior'. Actualmente Cesc, RMSonce, sí que está teniendo una buena y gran acogida fuera, pero ya no desde Medusa. Él reside fuera de España, y tiene un proyecto muy especial con un gran pianista, y ya han presentado su trabajo en NYC, y ahora están a la conquista de Asia. Es un proyecto espectacular, nada que ver con otros.

¿Cómo te quedaste después de tanto esfuerzo sin 'recompensa'?

Creo que nunca he pensado en esos términos. Lo que hicimos lo hicimos porque nos gustaba, en ese momento era lo que tocaba hacer. Nunca esperamos nada, así que cuando acabó nunca sentimos frustración alguna. Creo que como mucho llegamos a hablar alguna vez de dónde publicaríamos los próximos trabajos, pero hasta eso es algo que tenemos resuelto, ya que algunas personas mostraron su interés y nos ofrecieron sus plataformas. Pero cuando llegue el momento ya nos lo plantearemos. Nos lo pasamos muy bien, haciendo, planeando... y nuestra recompensa fue lo que conseguimos hacer.

¿Hay planes de futuro con el sello?

¡¡¡¡Ojalá!!!! De momento es algo que no hemos hablado, pero también es cierto que nunca hemos dicho que Medusa está cerrada. La decisión fue tomada porque el sello matriz, Tsunami Music, tuvo que bajar la persiana, y legalmente eso conllevaba el cierre de todos los subsellos. Por eso nunca hemos hablado del ‘cierre’ de Medusa entre nosotros. Ahora mismo la vida de Cesc, sin el que yo no entendería un nuevo Medusa, es muy itinerante, y sus nuevos proyectos tienen un carácter más internacional, por lo que no nos lo hemos planteado, pero cuando quiera publicar un nuevo trabajo, que no debería tardar mucho... E incluso yo, como eD, que tengo material para hacer un triple cd, y que "me estoy grabando encima", igual... 

Eso es todo, amigos... por ahora.

Luciano Alvarez

 
 


 

TSUCD004

RMSonce

[Opues e], 2002

The Game of Life.jpg
 

TSUCD012

RMSonce

The Game Of Life, 2005

 

TSUCD015

eLECTRÓNICA dISCRETA

eLECTRÓNICA dISCRETA, 2006

 

TSUCD020

MATTER

[vacuum], 2008

 

TSUCD02...

P_NA

B/N, 2008

 

TSUCD026

MATTER

[walk on air], 2009

 

TSUCD027

RMSonce

Reflections, 2009