DISKOMO

 

DISKOMO  Sonidos inquietos a la vanguardia de los años 80

DISKOMO es mucho más que un simple programa musical de radio que rinde culto a la música underground que se facturó en la década de los años 80 y principios de los 90. La nave la conduce Juande Clement, melómano, coleccionista, inquieto seguidor apasionado del vinilo, amante de los años 80 y de las tendencias musicales más arriesgadas, todas variantes de la oscuridad musical, que cobraron vida en aquella fantástica y prolífica época dorada. Entrevistamos a una de las almas más inquietas del panorama musical estatal, un selector de música underground radicado en Elche que pone la banda sonora a nuestras vidas. DISKOMO me mata…

 

¿Cuándo y cómo nace DISKOMO?

DISKOMO nace a finales del año 2011 como propuesta alternativa dedicada a los años ochenta en una emisora local llamada SolFM, y también para completar la agenda radiofónica en aquellos años. La idea era dirigir y proponer sin limitaciones mis pensamientos musicales, sólo una hora de música sin publicidad. Para la cabecera de DISKOMO utilicé una técnica bastante primitiva, para así darle ese toque alternativo y underground con el objetivo de alejarme de los programas convencionales de las emisoras de radio más comerciales: cortar y pegar voces y música. Las voces que se oyen son de mi hijo Luis, que entonces tenia casi ocho años.

¿Cuáles eran esos pensamientos musicales?

Mis pensamientos musicales son alternativos y atrevidos, no sólo en esos años. Siempre he sido underground y vanguardista para la música, y DISKOMO era el lugar ideal para redescubrir y apostar de nuevo por una década única como fueron los años ochenta. Un lugar donde poner canciones diferentes que difícilmente yo podía poner en otros lugares dedicados a aquella época.

Durante la emisión del programa en riguroso directo, pinchas en vinilo, comentas en antena los temas que pones y dinamizas el chat del evento, que transcurre en paralelo durante esa hora mágica...

Cada jueves sonamos en la 95.8 de la FM, cerca de Elche y en la comarca del Bajo Vinalopó, pero también conectamos a través de la Red. He querido que el formato radiofónico de DISKOMO sea diferente a los programas habituales, para ello cada semana tenemos nuestra cita-evento en nuestra página de Facebook. Es maravilloso cada jueves conectar con los oyentes a través de un chat en dicho evento, donde se comenta el recorrido de la noche. Cada programa tiene título y portada, como si se tratara de un nuevo capítulo musical.

¿Por qué fue tan especial musicalmente la década de los años 80?

He tenido varias épocas musicales desde joven. Primero fue el heavy metal, seguido del electro break dance (incluso bailaba en los postigos con mis amigos -risas- ¡qué tiempos!), una época especial que adoro y que algún día intentaré compartir en las ondas, hasta que un dia llegaron esos sonidos y sus derivados. Me dieron un golpe mental brutal, y todo cambió para mí porque en sus composiciones estaba todo lo necesario para seguir amando la música: sonidos repletos de matices, ritmos y géneros triturados para conseguir que hoy siga amando los años ochenta.

DISKOMO

Esos sonidos tuvieron una serie de bandas de referencia que a buen seguro conforman tus discos de cabecera. ¿Dime cuáles han sido o son para ti esos discos o esas bandas referenciales?

Después de tantos años y tanta música que ha aparecido, ahora me es difícil, pero de los primeros recuerdos ochenta, temas que me dieron de lleno a la primera escucha hay muchísimos. El primer tema musical que abrió para mí esta aventura fue de Throbbing Gristle, Distant Dreams.

Cada una de estas bandas ha sido única y esencial para mí, hay muchas otras, pero me quedo con éstas:

MÁQUINAS Y RITMO: No More - Suicide Commando, The Klinik - Go Back, Grauzone - Film 2, The Neon Judgement - The Fashion Party y The Invincible Spirit - Make A Device.

GUITARRAS Y OSCURIDAD: Alien Sex Fiend - Can't Stop Smoking, The Sisters Of Mercy - Alice, Clan Of Xymox - Stranger, The Chameleons - A Person Isn't Safe Anywhere These Days, Minimal Compact - Statik Dancin' y Aroma Di Amore - De Radio Is Gek Geworden.

Alguna experiencia vital o anécdota que te haya marcado.

En aquellos años casi todo era vanguardia y riesgo a la hora de proponer ambientes diferentes, cada sala tenía su estilo y sus costumbres, no sólo en la música que se pinchaba. Recuerdo que la sala Spit de Santa Pola marcó una época. Cuando era de día, y el sol ya lucía plenamente, el dj paraba la música un largo rato, se vaciaba la sala y salíamos al parking después de estar toda la noche bailando. Aquello me llamaba la atención especialmente, ese puntazo sentaba muy bien. Y a continuación, de nuevo, se ponía en marcha la sala hasta el cierre, que rondaba las cinco de la tarde del domingo.

¿Cuál ha sido la mejor noche musical de tu vida? ¿Cómo es la noche musical ideal de Juande DISKOMO?

Mi noche ideal es muy especial, difícil de explicar. Quiero sorpresas musicales atrevidas, eso es lo que me gustaría, y eso hoy en día es complicado porque se repiten fórmulas.

En aquellos años la cultura musical se vivió de una manera especialmente intensa. ¿Cómo ves la evolución desde entonces hasta el momento actual? ¿Qué opinas de la escena musical de hoy en día?

Si hablamos de los años ochenta y de las composiciones que se hicieron en aquella década, te diré que aquellos años son casi desconocidos. La evolución para mí ha sido gigantesca, inmensa y desorbitada, casi me da hasta miedo pensar en lo que nos queda por descubrir. No nos lo acabamos ni con cuatro vidas. Sólo que ahora el compartir aquella década es de una manera diferente. Hoy tenemos suerte de tener todo a mano, y poder recuperar el entusiasmo musical que se quedó pausado hace muchos años.

En cuanto a la escena musical actual, para mí es maravillosa, y gracias a estos nuevos creadores la música me sigue dando sensaciones que incluso muchos clásicos de los años ochenta ya no me dan, ya sea electrónica o rock. Es ideal combinar la música underground de antes con la de ahora.

DISKOMO

¿Ésa es la fórmula del programa DISKOMO, ofrecer un abanico de interesantísimas, a la par que sorprendentes, propuestas de distinta índole, ya sea de música electrónica hecha con sintetizadores o new wave de guitarras oscuras?

Así es la fórmula DISKOMO, se trata sobre todo de dar a conocer mi pasión por la música underground, y sirve también para dar salida a la colección en formato vinilo que sigo desde hace años, ya que es el único formato que suena en DISKOMO.

¿Qué sellos actuales recomendarías?

La verdad es que hay muchos sellos que están funcionando muy bien, demasiados para poder catarlos todos. Yo intento cazar lo más destacado en cuanto a material, sobre todo el que nunca antes ha visto la luz, de aquellos años ochenta, o que anteriormente fue editado en otros formatos, aunque también recojo propuestas más actuales dentro de la escena underground. Es increíble lo que está llegando a nuestros oídos.

Estos sellos para mí son necesarios: Dark Entries, Dead Wax Records, OnderStroom Records, Minimal Wave, Domestica, Horizonte Espectral (SINCRONICA), Walhalla Records, Geheimnis Records, Medical Records, Atemporal, Vinyl-On-Demand...

¿Dónde compras actualmente los discos que pones cada semana?

Los vinilos generalmente los compro en Discogs, Ebay, y algún distribuidor de nuestro país que, por cierto, ¡los hay muy buenos! Tenemos mucha suerte de tener tan a mano esos vinilos que no sabíamos que existían, o aquellos que nunca pensamos que estarían en nuestros estantes.

La importancia del vinilo... ¿Qué tiene que lo hace tan único? ¿Por qué el vinilo?

Para mí lo es todo. Siempre acostumbrado, desde nano, a verles dar vueltas desde hace muchos años. Casi todos mis hermanos han comprado vinilos, tres de ellos concretamente (somos siete hermanos). La colección de ese formato es maravillosa, y muy visual. Tocarlos, escucharlos mientras miras sus portadas, y los detalles, en general, son únicos, por no hablar de su sonido tan especial.

¿Por qué DISKOMO es vinilo?

Porque es de la única manera que puedo transmitir mi pasión cuando suenan y los veo girar.

El valor que le dan muchos djs actuales a los discos en vinilo a la hora de pinchar sus sesiones pone de manifiesto que es más que un fetichismo, es como una forma de vida para entender la música. ¿Se vuelven a editar joyas en vinilo?

Por supuesto que es una forma de vida, la única en mi mente y la única que me gusta. No cds, no archivos, no ordenador, ni nada parecido. El vinilo está ganando terreno, y cada vez más vuelve a las cabinas consagradas a este tipo de música. Pinchar con vinilo aquella música de los años ochenta es maravilloso, para mí algo incomparable a la hora de transmitir visualmente una sesión. Si hablamos de los años ochenta, el vinilo era el único formato posible, y si queremos transmitir sensaciones en una cabina es preferible usarlos, aunque hay quien no piensa en esas cosas, y prefiere utilizar otros medios. Actualmente se edita muchísimo material en vinilo.

Háblame de esas distribuidoras a las que te referías antes y a su trabajo fundamental para hacernos llegar ese preciado material.

Yo me alegro por esas personas que todavía apuestan y viven de la música gracias al formato vinilo. Después de largos años en que la piratería global ha cerrado negocios como las tiendas de discos (una de ellas, la que yo tuve desde el año 1998 hasta el año 2002). También han cerrado sellos de todo el planeta, y con ellos sus derivados en el proceso de fabricación del vinilo.  Hoy, de nuevo, el formato rey en mi mundo es el vinilo. Hay que ser conscientes y aprovechar lo que tenemos. Los sellos discográficos de hoy son los héroes, no imaginaba yo escuchar temas escondidos durante años en un cajón perdido, y ahora lo vemos planchado en vinilo. Y yo feliz, no tengo palabras.

DISKOMO

¿Qué opinas de YouTube, así como de las tecnologías para producir/compartir música a través de Internet?

YouTube ha sido un paso de gigante por varias razones, aunque también tiene sus cosas malas como todo en la Red, aunque lo principal, en mi caso, es que me ha dado a conocer muchísimos temas para así poder conseguir el vinilo (sólo compro discos en ese formato). YouTube nos ha mostrado otro lado que desconocíamos, música de muy distintas épocas que si no hubiera sido por los usuarios que suben los temas a YouTube, posiblemente no hubiera llegado a nosotros, y nos perderíamos mucha música escondida que nos anima a seguir amando el underground. Pienso que, en general, nos ha hecho darnos cuenta que esa ventana está llena de sorpresas, y podemos estar descubriendo nuevos temas constantemente. Es maravilloso. La verdad es que ahora mismo no le dedico mucho tiempo a investigar blogs y demás instrumentos que hay en la Red, prefiero cerrar esos caminos porque no puedo emplear más tiempo del que tengo, y porque voy a mi ritmo, sin prisas, y disfrutando de lo que tengo en mis manos.

¿Veremos a Juande pinchar en alguna ocasión, como ya lo hiciste hace poco en un evento en Valencia?

Hace unos años ya me cansé de poner los mismos temas. Soy consciente de que es complicado representar una época como es la de los ochenta de una manera diferente, pero a estas alturas de mi vida no veo razón alguna para no intentarlo. Tenemos muchas armas, música maravillosa y muchas ganas, y lo más importante, el factor sorpresa a la hora de conducir una sesión, eso es lo que más me gusta de aquellos años, el factor sorpresa. “Oye, ¿qué tema es éste? Pasada”. Por supuesto que espero este 2016 seguir dando algo diferente en cualquier sala que lo necesite, se cuál es mi camino, simplemente es diferente, y muy inquieto.

Toni Imposible